Declaraciones Partido del Trabajo de Colombia

Última Edición

Última Edición 2

Última Edición 3

Nacional

Bogotá

Sindicalismo Democrático

Juventud Patriótica

Nuevas Ciudadanías

Medio Ambiente

Internacional

Economía

Cultura

Deportes

Artículos Recientes

Aberrante decisión judicial contra la mujer y los niños

09:11 Add Comment

Una decisión judicial que constituye una rampante y retrógrada reafirmación de la primacías patriarcal y de desconocimiento inaudito del carácter de representante legal legítima de su hijo menor de edad por parte cualquier mujer.

Por Rafael Alexis Torres Luquerna
Abogado especialista en Derecho Administrativo
En auto interlocutorio del pasado 27 de marzo de 2019, la Sala de Decisión Penal del Tribunal Superior del Distrito Judicial de Bogotá, D.C., constituida por los Magistrados Leonel Rogeles Moreno -Ponente-, Jairo José Agudelo Parra y, José Joaquín Urbano Martínez -ausente con justificación- emitido dentro de la acción constitucional de tutela impetrada por Leydis Linero Palma, madre del menor Ricardo Torres Linero (esposa e hijo menor de Marcelo Torres Benavides, quien soporta medida de aseguramiento de detención privativa de la libertad en institución carcelaria), por intermedio del jurista Jorge Iván Acuña Arrieta, tomó la decisión de rechazarla al considerar que no existía legitimación en la causa por activa de la madre del menor para haber presentado dicha acción.
Señalaron los Magistrados que quien debía y podía haber ejercido la representación legal del menor Ricardo Torres Linero era su padre, es decir, Marcelo Torres Benavides, quien, pese a encontrarse privado de la libertad podía haber otorgado el respectivo poder, mismo que ni siquiera tenía la exigencia de tener presentación personal en razón a que la acción de tutela no estaba sometida a mayores rigores.
La perplejidad y asombro que me generó la noticia fue más dramática al conocer el contenido de la decisión, pues nada más alejado de la realidad jurídica que la exposición de motivos que señalaron los Magistrados que integraron la Sala y que sirvió de soporte para rechazar la acción impetrada. Tenía entendido que a ese nivel de manejo y conocimiento de la norma ya estaba superada la concepción de que la representación legal de los menores de edad se encontraba radicada de manera exclusiva en cabeza del padre de los menores, haciendo abstracción en tales menesteres de la madre.
Con esta decisión, que desconoce de un solo plumazo la condición de representante legal del menor Ricardo Torres Linero en cabeza de su progenitora Leydis Linero Palma, se pisotea el artículo 99 del Código de Infancia y Adolescencia -Ley 1098 de 2006-, cuya norma textualmente dice:
“Art.99. L.1098/06. -Mod. art.3º, L.1878/18. Iniciación de la actuación administrativa. -Reglamentado por el Decreto Nacional 4840 de 2007-. El representante legal del niño, niña o adolescente, o la persona que lo tenga bajo su cuidado o custodia, podrá solicitar, ante el defensor o comisario de familia o en su defecto ante el inspector de policía, la protección de los derechos de aquél. También podrá hacerlo directamente el niño, niña o adolescente.
Cuando el defensor o el comisario de familia o, en su caso, el inspector de policía tenga conocimiento de la inobservancia, vulneración o amenaza de alguno de los derechos que este Código reconoce a los niños, las niñas y los adolescentes, abrirá la respectiva investigación, siempre que sea de su competencia; en caso contrario avisará a la autoridad competente
En la providencia de apertura de investigación se deberá ordenar:
1.  La identificación y citación de los representantes legales del niño, niña o adolescente, de las personas con quienes conviva o sean responsables de su cuidado, o de quienes de hecho lo tuvieren a su cargo, y de los implicados en la violación o amenaza de los derechos.
2.  Las medidas provisionales de urgencia que requiera la protección integral del niño, niña o adolescente.
3.  La práctica de las pruebas que estime necesarias para establecer los hechos que configuran la presunta vulneración o amenaza de los derechos del niño, niña o adolescente.”
No me imagino que pueden llegar a pensar millones de mujeres, quienes en pleno desarrollo del siglo XXI descubren que con este tipo de decisiones judiciales se les cercena su condición de representantes legales de sus hijos menores de edad, por el sólo hecho de no ser hombres. Con este escrito aporto el contenido del auto aludido, mismo que he titulado como una aberrante decisión judicial, para que saquen sus propias conclusiones.


INDIGNANTE FALLO DE TUTELA 

Les comparto esta sentida y justísima protesta enviada desde la cárcel La Picota, escrita por nuestro compañero Marcelo Torres Benavides, ante el absurdo concepto de un magistrado del Tribunal de Bogotá que desconoce el derecho constitucional y legal de una madre para defender ante los tribunales la salud y el bienestar de su hijo, privado de estor derechos por la arbitrariedad de la Fiscalía que se niega reiteradamente a otorgar las garantías del debido proceso al dirigente político y exalcalde de Magangué, Marcelo Torres. (Yezid García Abello)

Nota de Marcelo Torres

La tutela presentada por Leydis Linero, en nombre de mi hijo Ricardito, para que se proteja su derecho como niño, puesto que su salud física y mental ha sido seriamente afectada, según dictamen de pediatra psiquiatra, por la detención preventiva de su padre, acaba de ser rechazada por fallo del magistrado ponente en el Tribunal de Bogotá.
El fallo esgrime como argumento que quién tiene la representación legítima del niňo soy yo, y no su madre, quien presentó la tutela en nombre de él.
Una decisión judicial que constituye una rampante y retrógrada reafirmación de la primacía patriarcal y de brutal desconocimiento del derecho de cualquier mujer como madre a ser admitida en cualquier tribunal como legítima representante legal de su hijo menor de edad.
El hecho, violatorio de la Constitución, constata que ha sido impartida a la justicia colombiana una definida orientación persecutoria de carácter político para mantenerme en prisión a como dé lugar. Sin importar que para ello haya de arrasarse con derechos del niño y de la mujer.
Marcelo Torres BenavidesCárcel La Picota, Bogotá, 2 de abril de 2019


Dossier sobre Venezuela: ¡No somos patio trasero!

16:36 Add Comment


Por la redacción de La Bagatela

La Bagatela publica una serie de artículos de mucha actualidad sobre el proceso que se vive en Venezuela. Se trata de presentar una visión alternativa frente a la avalancha mediática que viene moldeando a la opinión latinoamericana y mundial acorde con las pretensiones imperiales de reconquistar por la fuerza al país hermano, destruir las conquistas sociales y avasallar la soberanía nacional por la que lucha el gobierno venezolano y su pueblo. También destacar como lo principal el peligro de que Colombia secunde una guerra de agresión contra Venezuela.
El criminal bloqueo económico, expresado en la captura ilegal de los fondos venezolanos, la prohibición a las empresas de comercializar cualquier producto con la patria de Bolívar, la farsa de montar un gobierno espurio con un títere adiestrado por la CIA, el montaje de organismos multilaterales con gobiernos lacayos tras el fracaso de someter a la OEA y a la ONU, y la afirmación de la administración gringa de que todas las opciones para el asalto final están sobre la mesa, incluida la militar, son las claras manifestaciones de que el imperialismo está dispuesto a lo que sea para aplicar su política de arrasamiento en el territorio vecino de Colombia.
Particular atención se hace en el papel que la ultraderecha colombiana, con el uribismo a la cabeza, está dispuesta a jugar con el único propósito de servir de punta de lanza mercenaria de Estados Unidos en esta guerra injusta y cruel contra los venezolanos. El gobierno de Duque, como el más obsecuente de los obsecuentes, se esfuerza en ofrecer a los gringos el territorio colombiano como cabeza de playa para la delictiva cruzada, tanto así que ya se le critica que la única línea clara de su mandato es destruir un gobierno elegido democráticamente. El daño descomunal que una guerra fratricida conllevaría para los dos pueblos cambiaría de modo sustancial el curso de la vida nacional. Como carne de cañón, las bajas militares y civiles no tendrían precedentes. La vida civil, la libertad de expresión y la lucha política legal sufrirían grandes restricciones o podrían terminar suprimidas. Restaurar los daños y la reconstrucción podría extenderse por décadas.
Los colombianos pueden tener reparos o desacuerdo con el gobierno de Venezuela, estar en desacuerdo con una u otra o con todas sus medidas, pero nunca podrán consentir con que se vulnere la soberanía de esa nación y muchísimo menos que nuestro territorio sea el escenario para iniciar una invasión.
Artículos de James Petras, Max Blumenthal, Jean-Luc Mélenchon, Pablo Sigüenza Ramírez, entre otros analistas internacionales, junto a plumas colombianas, examinan esta realidad palpitante en el contexto internacional, donde median los intereses de las principales potencias del planeta. El contenido de los artículos también es demostrar que no es la defensa de la democracia lo que mueve a Estados Unidos, y que tampoco está acorde con el derecho internacional que el desacuerdo con un sistema de gobierno o con un régimen social justifique una invasión.
La Bagatela contribuye de esta manera al necesario debate.

Para leer los artículos del Dossier vaya al siguiente vínculo:




Documentos del Dossier Venezuela La Bagatela 58

Estados Unidos en la mesa de negociación. Expertos en derrotas
Por James Petras

Análisis de las negociaciones de Estados Unidos con Corea del Norte, Irán, China, Europa, Rusia para llegar a la situación del imperio en América Latina. El presidente Trump ha roto las negociaciones con Cuba sin obtener con ello ventaja alguna, pues sus amenazas han llevado a la isla Cuba a estrechar sus lazos con otras potencias. El régimen de Trump ha intensificado la propaganda política y económica y la guerra social contra Venezuela. Los múltiples intentos de golpe de Estado acometidos entre abril de 2002 y febrero de 2019 han tenido efectos no deseados. Así como Estados Unidos ha conseguido consolidar su hegemonía en el resto de América Latina, en el caso de Venezuela ha sufrido derrotas diplomáticas y ha conseguido reforzar la resistencia popular.

La política imperial
Por Edmundo Zárate

Los estrategas militares de Estados Unidos plantearon que la guerra contra el terrorismo internacional debería ser el foco de la acción militar de su país. El otro frente bélico, indisolublemente asociado al petrolero, es el fortalecimiento de sus rivales China y Rusia, que aprovechando el relativo debilitamiento militar estadounidense durante la etapa de la guerra contra el terrorismo fortalecieron notablemente su capacidad militar para la guerra convencional. El juego está andando y por lo pronto podría seguir siendo “pacífico”, pero a medida que Trump se vea más acorralado aumenta el peligro de que tome una solución de fuerza para distraer la atención de su electorado y el punto perfecto es Venezuela para lo cual cuenta con la aceptación de Duque en Colombia.

Del facebook de Yezid García sobre la crisis en Venezuela
Compilación de la redacción de La Bagatela


El imperio contrataca
Por Alberto Herrera

Las acciones imperiales de Estados Unidos cada vez más restringen la actividad financiera y política de Venezuela. Trump ha bloqueado rentas, confiscado bienes y decide su destinación, entorpece las transacciones bancarias y de comercio. Además, nombró un agente como presidente interino, creó el Grupo de Lima buscando apoyo para la toma de Venezuela y nombró a Elliot Abrams, conocido criminal de guerra, coordinador de la anunciada intervención militar. Todas medidas inaceptables. Estas decisiones agravan aún más la situación y producirán la respuesta más airada y decidida de los latinoamericanos y del mundo.

Manual de la intervención gringa en Venezuela
Max Blumenthal 

En septiembre de 2010, mientras Venezuela se dirigía a una elección parlamentaria, en Estados Unidos se produjo una serie de memorandos que describían los planes que habían tramado con "actores no formales" como Guaidó y su grupo de activistas para derribar a Chávez. Dijeron, "Esta es la primera oportunidad para que la oposición vuelva a una posición de poder". Hoy en día, esas notas de 2010 sobre la explotación de los cortes de electricidad se lee como un modelo de la estrategia que Guaidó y sus clientes en Washington han implementado activamente.

Ex-vicesecretario General de la ONU: El engaño entre Wall Street y el petróleo, sobre la crisis en Venezuela”
Tomado de Cubainformacion.tv

Si alguna lección se aprende al dirigir una gran organización internacional como la ONU, es que en las cosas del mundo, la verdad de los hechos raramente coincide con la versión oficial. Las ideas dominantes, como solía decir el viejo Marx, siguen siendo las de la clase dominante. Y el caso de Venezuela en estos días se configura en términos de un gigantesco engaño informativo dirigido a encubrir la opresión contra un pueblo y el saqueo de una nación.

La paz en Europa comienza en Venezuela
Por Jean-Luc Mélenchon

Se trata de saber si admitimos que los Estados Unidos sean los amos del mundo. Pues este amo será también el nuestro. En Europa, el “seguidismo” nos ha llevado a un punto en que el posicionamiento de baterías de misiles de la Otan en Polonia nos ha puesto frente a la amenaza de una instalación similar por parte de los rusos, apuntada hacia los centros de comando de la Otan en Bélgica y en Alemania. Una situación peor que la de la Guerra Fría. Poner fin a la escalada en Europa comienza en la frontera con Venezuela.

La Venezuela de hoy sufre lo que la Guatemala de ayer
Por Pablo Sigüenza Ramírez

Con toda la suciedad propagandística generada desde los centros de poder económico, político y militar del orden mundial y reproducida por las agencias de noticias de forma oficiosa, por cientos de miles de usuarios de redes sociales sin un criterio propio y por una industria musical mercenaria, contra el proceso de cambio social en Venezuela, podemos imaginarnos la magnitud del ataque mediático contra el gobierno de Guatemala en los primeros años de la década de los cincuenta del siglo pasado. Por la memoria de Arévalo y de Árbenz, por la primavera revolucionaria guatemalteca y por la libre determinación del pueblo venezolano, no reproduzcamos ataques contra la Venezuela democrática; por los valores de libertad y dignidad, entendamos y exijamos el criterio de no intervención y cultivemos una visión crítica sobre el destino de nuestros pueblos. Fuera el intervencionismo imperial de Venezuela y de toda la Patria Grande. 



Anexo Dossier sobre Venezuela

¡NO SOMOS PATIO TRASERO!

Declaraciones en redes sobre la intervención